Editorial Hijos de Muley Rubio

Federico Utrera, entrevistado por Iñigo Alfonso (Radio 5 RNE): “Blasco Ibáñez era un político librepensador”

“Con motivo de la exposición sobre Vicente Blasco Ibáñez (1867-1928) que ha preparado el Congreso de los Diputados, conversamos con Federico Utrera sobre el estilo parlamentario de este autor valenciano”. Íñigo Alfonso, corresponsal parlamentario de RNE, resume así su entrevista con el escritor Federico Utrera en la último edición de “Parlamento”, el programa de Radio 5 (RNE). En ella, el autor declaró: “Blasco Ibáñez era un político librepensador”. El espacio incluye su entrevista al hilo de un evento: el Congreso ha organizado hasta el 2 de febrero una exposición sobre su 150 aniversario con materiales de su paso por la cámara “y puede ser una oportunidad para acercarnos a su figura desde el programa “Parlamento”, dice Alfonso, que fue premiado como “Cronista Parlamentario del Año” en la segunda edición de este galardón (2015). El reconocimiento lo otorga la Asociación de Periodistas Parlamentarios (APP), organización de la que Utrera fue secretario general y vicepresidente durante 2 legislaturas y cuyo libro “¡Diputado Blasco Ibáñez!” fue presentado en la cámara por el histórico director de cine español, Luis García Berlanga (1921-2010), autor a su vez de una polémica serie de televisión sobre el escritor valenciano. (más…)

Galdós, Blasco Ibáñez, Ramón, Colombine y Lorca: la otra “generación X”

Imagen 1

Solo los atentos lectores saben de las estratagemas editoriales y literarias para trasladar a los buenos escritores al gran público. De ahí el nacimiento de las denominadas “generaciones”. Pero en realidad, el escritor se curte en solitario, independientemente de sus amistades, filias, fobias e influencias. Federico Utrera reúne aquí a cinco de ellos que se cruzaron en su vida sin saber muy bien por qué, y es algo que explica en su prólogo, que sucede al que también le escribiera para este libro Juan Goytisolo:

“A veces uno no escoge del todo sus lecturas sino que éstas le eligen. Por fortuna, el invisible zahorí que ha manejado mis pasos me ha encaminado hacia un grupo de autores que, tras numerosas podas, han ido tejiendo mi árbol de la literatura. De Benito Pérez Galdós me abrumaron sus “Episodios Nacionales” pero gracias a Juan Goytisolo, Francisco Márquez Villanueva y Emilio Sanz de Soto he podido librarme de la hojarasca de los especialistas que todo lo envolvía y decantarme por sus aspectos mudéjares, que me han ayudado a leerlo y comprenderlo mejor”.

“Hacia Vicente Blasco Ibáñez sufrí una atracción tan fatal como la que padeciera en su época Colombine, lo que me llevó a adquirir prácticamente la totalidad de sus obras por culpa de una descontrolada pasión bibliófila que casi me arruina y que procede de mi abuela paterna, incansable lectora de sus novelas y de quien, a lo que se ve, heredé esta fiebre compulsiva. Fruto de ella, aunque por otros azares, fueron mis dos libros “Memorias de Colombine” y “¡Diputado Blasco Ibáñez!”, cuyas presentaciones públicas –mal trago que no le deseo ni a mis peores enemigos pero que para sobrevivir en el “mercado” editorial me pareció entonces inevitable– pude sobrellevar gracias precisamente a la propia Carmen de Burgos y a Ramón, que solía decir que cada conferencia le costaba al menos dos digestiones”.

“En la primera, celebrada en la Casa de América, parafraseé el discurso de Carmen en su homenaje a Larra, dejando incluso una silla vacía como recuerdo a su persona como si ella estuviera presente, tal y como la primera periodista de habla hispana hizo un siglo antes con Fígaro. Cuando presenté el segundo libro en la Carrera de San Jerónimo se me ocurrió otra travesura para desdramatizar el cariz demasiado serio e institucional del acto y como un guiño no sólo a Blasco, sino al genial e irónico cineasta Luis García Berlanga, que me acompañaba en la mesa. ¿Qué mejor que un palimpsesto ramoniano como homenaje a ambos? Sólo a Colombine, que amó a los dos, se le hubiera ocurrido tal osadía. Una anónima y para mí desconocida investigadora del CSIC que se encontraba entre el público fue la única que se apercibió del juego. A ella se lo dedico”.

“Por último, he querido concluir esta parte con varios ensayos sobre Federico García Lorca, poeta con el que mi abuelo materno compartió la tertulia granadina de “El Rinconcillo” y del que conocí sus últimos momentos gracias también a una confidencia de quien presenció su crimen, cuyo drama, contexto y situación se ha difuminado con el paso del tiempo para dar paso sólo a sus aspectos más épicos. Ese asunto me persigue desde que fui acreedor de la confesión, pero nunca me he atrevido a contarlo en sus detalles por temor a que todo se malinterprete y quede en otro malentendido más. Y además, esa es otra historia…”.

Índice:

Galdós, mudéjar

– Galdós y el mudejarismo

– Tras los pasos de Galdós en Marruecos

– Galdós y Márquez, mudéjares

– Galdós y los nacionalismos

– Leer a Galdós hoy

– Galdós en vacaciones

– Los besos de Galdós

– Galdós gráfico

Blasco Ibáñez: político y novelista

– Blasco Ibáñez, escritor y político

– Blasco Ibáñez política, literatura y sexo.

– Blasco Ibáñez y Cervantes

Ramón y Colombine

– Presentando a Colombine

– El idilio entre Ramón, Colombine y Rodalquilar

– Altas pasiones en el Piso bajo de Ramón

– El voto de la mujer

– Colombine, Premio Planeta

– Tomas Morales, cuentista y judío

– Mercedes Pinto, mujer moderna

Bodas de Lorca

– Los amigos de Federico García Lorca

– Las Bodas de Antonio Gades

– El crimen de una novia

– Lorca, Ramón y Colombine

– Artistas sin generación: Carmen Conde y Moreno Villa

– El “gallo” de Lorca

Comprar en HMR el libro digital “Galdós, Blasco Ibáñez, Ramón, Colombine y Lorca: la otra “generación X”

Comprar el tomo digital completo en Amazon

Comprar el tomo completo en Bubok (digital o papel)

Comprar el libro en papel en Amazon (edición original)

“¡Diputado Blasco Ibáñez!”, la última mueca irónica y literaria de Luis García Berlanga

iconosEl cineasta Luis García Berlanga acudió por primera y única vez al Congreso de los Diputados para presentar el libro “¡Diputado Blasco Ibáñez!” (HMR). Su discurso está recogido íntegramente en un vídeo que puede consultarse en HMR TV, pero más allá de las formalidades de su intervención, que fue muy poco formal y tan genial como sus producciones cinematográficas, quedó en el recuerdo su aire heterodoxo e irónico, con el que repasó la trayectoria política de sus ancestros y su admiración por su novelista de cabecera, Vicente Blasco Ibáñez, así como por sus intervenciones parlamentarias, auténticas piezas literarias y ejemplo del arte de la oratoria.

De la admiración por el genial Blasco Ibañez nacen estas memorias parlamentarias, la recopilación de todas sus intervenciones en el Congreso de los Diputados. Editadas con el mismo cuidado y primor con el que el novelista mimaba sus publicaciones, su comprensión para aquellos que no estén familiarizados con el argor parlamentario tampoco es complicada. La voz de Blasco Ibañez se escucha de forma nítida dentro del hemiciclo y los taquígrafos dan fe de como se desarrollan las sesiones, tanto de palabra como de ambiente. En este ¡Diputado Blasco Ibañez! se incluyen además un centenar de fotografías, todas de un alto valor simbólico e histórico, muchas de ellas no publicadas hasta el momento o publicadas tan solo una vez. Aparecen acompañadas de explicaciones sobre el contexto histórico, político, biográfico o social en que se produjeron las intervenciones del novelista. 

Edición: Federico Utrera
Caract: 300 páginas. 100 fotografías
ISBN: 84-923433-3-8
Precio: 18 euros

INDICE

1898-1899
En favor de la Libertad de Prensa
y contra el poder militar.
1899-1900
Tumulto en el Congreso por el escaño
de Morayta, el amigo de Blasco.
1900-1901
Censura y secuestro de ‘El Heraldo de
Madrid’ y cierre de ‘El Provenir Navarro’
1901-1902
Los incidentes del Jubileo en Madrid.
1902-1903
El año en que conocí a Zola.
1903-1904
Los graves sucesos de Valencia.
1904-1905
Altercados en la procesión de Valencia.
1905-1907
La frustrada renuncia al escaño.
1907-1908
La despedida del diputado Blasco Ibañez

RESEÑAS Y CRITICAS

Entrevista con Federico Utrera (El País)
A buen ritmo, por Pilar Ferrer (ABC)
Vicente Blasco Ibáñez, por Juan Cantavella (Colpisa)
Entrevista con Federico Utrera (La Voz de Almería)
Un libro sobre Blasco Ibáñez, por Ana Belenguer (Las Provincias)
La labor parlamentaria de Blasco Ibáñez, por Antonio Rojas (Canarias 7)
Blasco diputado, por Josep Blay (Levante)
¡Diputado Blasco Ibáñez!, por Carmen Rodríguez Santos (ABC Cultural)
Blasco Ibáñez, la pasión por descubrir el mundo, por Ramiro Cristóbal (El País)
Un libro reivindica a Blasco Ibáñez, por Gonzalo López Alba (ABC)
Lectura: Diputado Blasco Ibáñez (El País)
A la sombra de Salmerón, por Federico Utrera (La Voz de Almería)

 abcPilar Ferrer
Así lo reconoció el primer mandatario de Colombia, don Andrés Pastrana, buen amigo de España y que conoce al dedillo las obras de Miguel Hernández y Vicente Blasco Ibañez Los discursos parlamentarios de éste han sido recopilados en el excelente libro de un querido colega, Federico Utrera. Sería, en este inicio de curso político, excelente libro de cabecera para Sus Señorías.

elpaisCharo Nogueira
Bucear e
n los archivos para rescatar la memoria y frenar el olvido. Esa es la tarea que se ha impuesto el periodista y escritor Federico Utrera (Almería 1963), con un objetivo: recuperar la figura del escritor valenciano Vicente Blasco Ibañez en la época en que fue parlamentario de la Carrera de San Jerónimo y vecino de la Villa y Corte entre 1898 y 1908. El resultado se plasma en el libro “Diputado Blasco Ibañez” (editorial HMR).

cambio“Diputado Blasco Ibañez”. Ese es el título del libro que ha tenido la buena ocurrencia de escribir y editar el periodista parlamentario Federico Utrera, en el cual recoge la intensa y desconocida actividad parlamentaria que tuvo el prolífico escritor y político valenciano. Apasionado y con brillantez de oratoria, Blasco Ibañez tuvo como bestia negra a Cánovas y como amigo a Nicolás Salmerón. Sus relaciones con los socialistas y el diputado Pablo Iglesias no fueron, precisamente, buenas, pese a la profesión de fé republicana de ambos.

elpaisEn un tiempo en que la oratoria parlamentaria tenía caracter de pieza literaria, los duelos dialécticos del escritor Vicente Blasco Ibáñez con sus contemporaneos parecen piezas de teatro clásico. Un nuevo libro recoge todas sus intervenciones en el Congreso de los Diputados y ofrece la posibilidad de asistir a aquellos debates tal y como se produjeron.

abcCarmen Rodríguez Santos
Vicente Blasco Ibáñez es una de las figuras mas polifacéticas de nuestra cultura. Sin embargo, su intensa tarea en otros campos resulta todavía un tanto desconocida. La obra del periodista Federico Utrera pretende oportunamente llenar este hueco, reivindicando la faceta de parlamentario del escritor valenciano. El libro hace accesibles al lector todas las intervenciones en la Cámara Baja -hasta la actualidad sólo al alcance de los investigadores que se internaran en los Archivos del Congreso, que aparecen editadas con rigor y pulcritud, y acompañadas de sucintas, pero útiles, explicaciones sobre el contexto y el momento histórico en el que se produjeron, y sobre la trayectoria personal y literaria de Blasco Ibañez Este trabajo, que incluye también abundante material gráfico, -en algunos casos inédito- merece atención no únicamente por parte de los interesados en la figura del autor de La Barraca y Cañas y Barro, que encontraran aquí’ numerosas muestras de su brillantez oratoria, sino de todos aquellos que deseen profundizar en un mayor conocimiento de los avatares históricos, sociales y políticos de una etapa de gran transcendencia en la historia de España.

efeEl libro, publicado por la editorial HMR, repasa las intervenciones en las Cortes de Blasco Ibáñez durante su etapa como diputado entre 1898 y 1908 y en él se constata su papel destacado en la defensa de cuestiones comprometidas de la Época como la libertad de cátedra, el rechazo a la tortura o a la censura. Una cuestión especialmente polémico en ese momento resultó la posibilidad de librarse del servicio militar con el pago de una cantidad de dinero, a cuya desaparición Vicente Blasco Ibáñez dedicó parte de sus esfuerzos como parlamentario.

Los Berlanga y Blasco Ibáñez

Berlanga y Blasco Ibáñez, tal para cual
Berlanga y Blasco Ibáñez, tal para cual

DownloadedFile

 

 

 

 

 

 

El cineasta Luis García Berlanga, autor de una memorable película sobre el inmortal escritor valenciano, pronunció este discurso en el Congreso con motivo de la presentación del libro ¡Diputado Blasco Ibáñez! Memorias Parlamentarias, de Federico Utrera. Este texto inédito bien podría completar la última biografía de este director (Cátedra. Signo e imagen).  (más…)

Blasco Ibáñez y Cervantes

Fotografías de Vicente Blasco Ibáñez (Cortesía de Angel García, Centro de Estudios Blasco Ibáñez, Burjassot (Valencia).
Fotografía de Vicente Blasco Ibáñez (Cortesía de Angel García, Centro de Estudios Blasco Ibáñez, Burjassot (Valencia).

Federico Utrera

Me piden desde Alcalá de Henares unas líneas sobre Vicente Blasco Ibáñez y Miguel de Cervantes pero creo que la materia exige demasiadas palabras. Voy a utilizar de aperitivo solo siete: hombres de letras y hombres de acción. Ahí se resume todo. Dicen incluso los que los conocieron que sus mejores novelas fueron sus propias vidas, por muy alto que volaran sus quijotes, afiladas sus cañas y encharcaran sus barros.

Para refrescarnos la memoria, sirvamos un combinado americano. Fueron los dos biógrafos neoyorkinos Grove Day y Knowlton, quienes enumeraron las facetas de Blasco Ibañez en este teatro de la vida: “estudiante de leyes, agitador antimonárquico y anticlerical, reformador social, editor de periódicos, preso y exiliado político, seis veces diputado a Cortes, duelista, publicista, fundador de ciudades en la Argentina y la Patagonia, historiador de la primera Guerra Mundial, conferenciante en los Estados Unidos, magnate del cine, dueño de una suntuosa residencia en la Riviera Francesa, Blasco Ibáñez desempeñó en su vida con fervor todos estos papeles”.  (más…)