“Les presentamos el curso de verano “El western europeo: España, plató de cine” que acoge la Universidad de Burgos entre el 10 y el 14 de julio. Federico Utrera, escritor, periodista, profesor y doctor en Comunicación Audiovisual, abre este curso con la conferencia titulada “Un desierto al Oeste: el western en la literatura y arte contemporáneos”. Con esta presentación, el periodista Víctor Blanco (Radio Internacional) entrevistó al director de MJD Magazin junto a su compañera Maribel Berzosa. El Magazine de Mundo Noticias de Victor Blanco (@VBlancoRadio), que se emite todos los días de 10.00 a 12.00, pertenece a “la única radio generalista de España especializada en programas de altísimo nivel informativo, de opinión y comprensión de la realidad internacional” y se escucha también en América Latina. Esta fue el diálogo mantenido en antena:

Víctor Blanco: El western sigue teniendo muchos seguidores en nuestro país y hay películas que se van reponiendo de vez en cuando en los diferentes canales y en muchas ocasiones las seguimos porque nos gusta y evidentemente era un cine ideal en los años 60. España acogió el rodaje de esas películas y llevó a cabo esa producción, pero la primera pregunta va directa: ¿tiene el sitio que se merece el género western en la historia del cine mundial?

Federico Utrera: es una pregunta que se suele formular y de hecho es la que formula este curso universitario, si realmente el western puede considerarse no un subgénero, no una Serie B, sino una cinematografía con entidad propia. Yo creo que sí, es verdad que somos un grupo de iluminados, pequeño, reducido, en el que a partir de ahora te incluimos. Porque me has dado a entender que a ti también te gustaba el western, ¿no?.

Víctor Blanco: Esto hay que agradecérselo a mi padre, que de vez en cuando me invita a ver esas películas, él no se pierde una y yo lo tengo que reconocer: todas las aguanto, pero todo ese agradecimiento es a mi padre, que no se pierde una. Y sí, con todo el honor del mundo, formo parte de ese club si te parece. Federico Utrera: quedas incluido, te damos el carnet, aunque la verdad que aquí no hace falta, solamente hay que estar iluminado para prever o anticipar lo que ya la posmodernidad está trayendo. No todos los géneros artísticos tienen que ser circunspectos, serios y rimbombantes para que tengan el favor de la crítica y del arte. Me refiero, el espaguetti western, que ha sido considerado subgénero porque introducía el humor y porque sobre todo Sergio Leone, en todas sus películas, no quería imitar el western convencional americano.

“Por eso el western europeo introducía variantes, entre ellas el humor, pero también la música: Ennio Morricone compone unas melodías que no eran las convencionales de las bandas sonoras tradicionales de las películas de western norteamericanas sino que introducía el sonido de una campana, un banjo, el sonido de un cristal… introducía elementos que ya John Cage, el padre de la música contemporánea y célebre por la destrucción de sus pianos modificados, compositor clásico pero totalmente revolucionario, iba introduciendo también en sus melodías. Por tanto el espaguetti western o western europeo es una variante que estamos intentando reivindicar porque creo que tiene una solvencia igual o mayor incluso en esta época posmoderna, que las pioneras producciones norteamericanas. Y solamente concluir este apunte, para vosotros que estáis en Argentina también y en muchos países de América Latina que os siguen: Borges era un gran apasionado del western, pero también Luis Cernuda, Salvador Dalí, Giorgio de Chirico, el pintor italiano… ha habido muchos artistas de gran renombre y solvencia a los que debemos incluir en este club”.

Víctor Blanco: Maribel seguro que tú siempre has escuchado aquello de que en los años 60 España, en concreto la provincia de Almería, fue uno de los escenarios de producción de este tipo de películas, con lo cual tuvimos mucha importancia y algo tuvimos que ver en esto. Maribel Berzosa: efectivamente Almería lo ha sido: ahora ya no se ruedan tantos western al uso, pero Almería ha sido un punto universalmente famoso por sus rodajes de western. ¿Qué papel jugó España en los años 60 como plató de estas películas?

Federico Utrera: un papel importante, porque realmente nosotros fabricamos los escenarios, pusimos los paisajes, los extras… es verdad que la mayoría de los actores venían de Italia, pero fuimos los primeros que participamos en una producción europea. La modernidad europea la practicamos nosotros, los españolitos de a pie de los años 60, mucho antes de que entráramos en la entonces Comunidad Económica Europea. Empezábamos a hacer cine entre varios países, co-producciones en las que poníamos los escenarios, no solamente Almería que es el más conocido y el que sigue desarrollando esta actividad a nivel turístico, sino Burgos por ejemplo, que la ciudad que patrocina y cuya universidad patrocina este curso universitario y que también sirvió de escenario para algunos rodajes, concretamente los de Clint Eastwood y Sergio Leone. También muchos más porque buscaban siempre páramos desérticos y también hay algunos sitios en Teruel, Granada, Esplugas… Nuestra aportación al cine europeo en el western es indiscutible e incluso ahora se sigue haciendo western, no en las cantidades masivas que se producían en los años 60 y 70, pero es verdad que Tarantino ha vuelto a reivindicar el género, el propio Clint Eastwood. Y en España podemos presumir de esto, con todas las palabras.

Victor Blanco: Sobre tu conferencia que va a abrir precisamente este curso de verano en la Universidad de Burgos ¿en qué te vas a centrar en concreto? ¿cuál es la perspectiva o el punto de vista que adoptas?

Federico Utrera: Trata de reivindicar la posmodernidad y contemporaneidad del género. Es verdad que casi todas esas películas, si no todas algunas más que otras, se siguen viendo con mucho gusto. Yo cuando veo algunos canales de la TDT que emiten estas películas, porque son las más “baratas”, viendo la serie de “Le llamaban Trinidad” o las de Yul Brynner, o los clásicos de Sergio Leone, que es un director reivindicado desde el Festival Internacional de Cine de Almería prácticamente todos los años, lo que intentamos es reconstruir desde el punto de vista intelectual o artístico el prestigio del género. Antes mencionaba a Cernuda, Borges, Dalí o Chirico como iconos artísticos, pero también el videoarte está entrando en el western.

Videowestern “American Night”: videoarte de Julian Rosefeldt

“Hay un artista alemán que se llama Julian Rosefeldt que ha rodado una serie maravillosa sobre videowestern en Almería pero con todos los conceptos del videoarte, con el manejo del tiempo, con la cámara lenta, con la alta calidad de las imágenes, es una maravilla ver su políptico con múltiples pantallas simultáneas. Y también en la música, he mencionado antes a John Cage pero efectivamente vamos a reivindicar también a todo el grupo de Darmstadt, la ciudad alemana que empezó a curiosear en la música electrónica en los años 60 y 70. Aquí tenemos a sus herederos, compositores como el canario Juan Hidalgo, que vienen de la música clásica pero revolucionaron el concepto, rompían el piano y lanzaban la guitarra al suelo. Esto, que no deja de ser una excentricidad para llamar la atención, tiene detrás toda una envergadura compositora detrás que también la reivindico”.

Maribel Berzosa: fíjate que el otro día haciendo zapping me encuentro con “El árbol del ahorcado”. Y hablando de música, la canción de “El árbol del ahorcado” fue algo que estaba constantemente en nuestras vidas, es uno de los grandes mitos de la música del cine. Y me volvió a emocionar y encantar. Victor Blanco: siempre que hablamos contigo Federico es como asistir a una pequeña clase de Universidad, en este caso sobre el western, con Luis Cernuda o incluso Juan Luis Panero, saliendo de una especie de tumba en la casa de los Panero, maravillosa referencia. Federico Utrera: Y es verdad, acuérdate de la escena en “El Desencanto” donde Juan Luis se disfraza de cowboy y dispara incluso con una pistola… Escuche la entrevista completa en Radio Internacional